Guía de introducción a la Accesibilidad web en castellano

Guía de introducción a la Accesibilidad web en castellano

La accesibilidad web implica el acceso total a una página web sin importar las condiciones en las que ésta sea visitada, ya sean técnicas (hardware, software, conexión o internet) o humanas (idioma, cultura o capacidades físicas). Por otro lado, también podríamos definirla como la capacidad de acceso a una página web y a su contenido por cualquier persona independientemente de si sufre alguna discapacidad (física, intelectual o técnica) que le impida acceder a toda la información ofrecida en ésta. Las normativas que establecen la accesibilidad web son desarrolladas por el WAI (Web Accessibility Initiative), que forma parte del W3C (Consorcio de la World Wide Web), organismo encargado de la creación de estándares web.

Para lograr ese objetivo, el W3C, además de crear estándares web que permitieran un desarrollo universal de una página web, de forma que un usuario pueda ver la página tal y como se ha diseñado originalmente independientemente de la plataforma a través de la cuál se esté vistiando, creó un grupo encargado de desarrollar una serie de directrices o normas que abordasen el acceso a esa información, es decir, el WAI.

A día de hoy se ha convertido en un elemento imprescindible a la hora de desarrollar una página web. Multitud de páginas comerciales o personales cumplen con esas directrices (ya sea total o parcialmente) y la mayoría de las webs estatales y ministeriales están obligadas a su cumplimiento.

La accesibilidad web se divide en tres niveles, denominados prioridades (numeradas del 1 al 3, siendo la prioridad 3 la más alta), que establecen una serie de directrices en cuanto a diseño y programación web. En función de las prioridades se establecen los niveles de conformidad, que se conocen como A, AA y AAA .

Para lograr superar las prioridades y convertir nuestra web en una página accesible, disponemos de un completo catálogo de etiquetas HTML, compatibles con la mayoría de navegadores, que facilitan la accesibilidad: TH, THEAD, TBODY, SUMMARY, TITLE, ACRONYM, etc. Sin embargo, no sólo basta con etiquetar (y hacerlo correctamente) nuestra página web, además, tendremos que ofrecer alternativas al contenido en caso de que éste no pueda visualizarse correctamente (etiquetas <noscript>, ALT en imagenes, textos descriptivos de videos o audios, etc.) o utilizar los elementos básicos de una página web correctamente (tablas, encabezados H1, H2, etc.). Como ejemplo de una directriz del WAI, está la del uso de tablas como elementos de diseño. Las tablas no deben utilizarse para este menester, si no que deben utilizarse para estructurar el contenido de forma que un usuario con cierta discapacidad pueda comprender el significado de la información que contiene la tabla.

Existen varios validadores online que analizan nuestra web y nos indican qué errores y recomendaciones estamos incumpliendo, de forma que analizándolos y corrigiéndolos, podremos superar las distintas prioridades y ofrecer al público una página accesible. Aunque parezca sencillo, diseñar una página accesile es complicado al principio, y tratar de alcanzar la prioridad 3 nos va a resultar tedioso.

El objetivo de esta entrada es el acercamiento al concepto de accesibilidad web y el acceso a recursos relacionados. Además, quería comentaros que hace tiempo hice un curso on-line gratuito para trabajadores en activo muy interesante acerca de la accesibilidad web. El curso estaba dividido en dos partes y en total fueron 150 horas en las que aprendí los conceptos del WAI, el catálogo completo de directrices, la forma de aplicarlas al desarrollo web y cómo validarlas.

Más info | Descarga guía introducción de accesibilidad web
Más info | WAI

Etiquetas:,

Suscríbete a nuestro Feed para recibir las últimas novedades de diseño web, diseño gráfico y programación

Dejanos tu Comentario

Nombre: (Requerido)

E-Mail: (Requerido)

Sitio WEB:

Comentario:

What is 5 + 3 ?
Please leave these two fields as-is: